El hallazgo ha sido posible gracias al mayor estudio genómico realizado jamás sobre el tumor de mama masculino, cuyas conclusiones acaban de presentarse en Nature Genetics y que ha contado con participación gallega.

Noticia completa